a
Lorem ipsum dolor sit amet, consecte adipi. Suspendisse ultrices hendrerit a vitae vel a sodales ac lectus.
Instagram Feed
Follow Us
Blanca de la Cruz > Blog  > EL DÍA QUE DECIDÍ DEJAR LA CARRERA

EL DÍA QUE DECIDÍ DEJAR LA CARRERA

Me acuerdo que ya llevaba tiempo dándole vueltas a la cabeza, primero como algo IMPENSABLE; por dios! Cómo vas  a dejar la carrera Blanca?!  Si quieres trabajar tendrás que tener un título!  ( Así pensaba yo, al igual que mucha gente por desgracia).

Siempre fui una niña de notas altas, no me molestaba estudiar porque me gustaba aprender y tenía una disciplina muy buena gracias a la danza, la cual combinaba con clases de inglés (y salir de fiesta, que eso no podía faltar! ). Antes de que mi cuerpo se parara por la enfermedad (   http://bit.ly/dolorcronicobx  ), mi idea era la de muchos jóvenes: salir del instituto, estudiar una carrera -la que sea; si tiene salidas, mejor; y si no sabes qué te gusta, lo siento: elige rápido porque tienes que rellenar la solicitud! -.Pero durante estos 6 años que llevo con esta enfermedad rara, el hecho  de haber pasado y pasar tantísimas horas en soledad, he aprendido a ver la vida de otra forma; en particular, después de haber visto miles – no exagero – de conferencias, clases online, programas, tertulias de radio, etc.,  de gente con una mentalidad diferente: en definitiva, gente emprendedora que lucha por sus sueños.

Todo ello ha formado un nuevo yo, con una mentalidad diferente. Mis ideas han cambiado de forma absoluta y la muestra más grande es que hace dos años dejé por fin mi carrera. Y no por mi problema físico, ni mucho menos; de hecho, seguí estudiando desde la cama con un sistema que me construyó mi padre para no usar los brazos. Y hacía los exámenes orales. Tampoco fue por vagancia: quién me conozca sabe que soy lo contrario de vaga jeje  (por eso me costó y cuesta tanto adaptarme a mi situación física).

 

Cuaderno https://www.latiendabx.com/productos/cuaderno-ahora-o-nunca/

¿Fue entonces porque no me gustaba? Pues lo cierto es que adoro la publicidad y el marketing. Aunque tengo que admitir que la carrera me decepcionó mucho como sistema de aprendizaje. Durante este tiempo no he dejado de formarme por mi cuenta y puedo decir que he aprendido y aprendo mucho más sola que en la universidad. El haber dejado la carrera no significa que no siga formándome al contrario estudio mucho más, indago, lo llevo a la práctica, etc y todo disfrutándolo al máximo porque me encanta!

La realidad es que la idea llevaba un tiempo rondando mi cabeza  pero me daba miedo lo típico: qué pensará de mí la gente, me estaré equivocando, etc. Ese miedo que te da cuando piensas en tomar una decisión tan importante por eso dejé la idea aparcada en un rinconcito de mi mente.  Sin embargo, un día del verano de 2012, quiso la casualidad que todos los vídeos que vi -sobre grandes emprendedores, empresarios, artistas- todos tenían en común que habían dejado sus estudios.

De nuevo, la idea que había escondido en mi cerebro salió y con más fuerza que nunca. ERA EL MOMENTO. Empecé a sentir un vértigo enorme, no puedo explicarlo con palabras, era una mezcla de euforia con mucho mucho miedo. Paré el vídeo que estaba viendo, pegué un grito llamando a mi madre y lo dije. Lo dije en voz alta porfin! ” Mamá, dejo la carrera! “.  Mi madre se alegró muchísimo de que diera ese paso porque sabía que lo hacía para luchar por lo que amo, la fotografía y emprender ( mis manualidades craft vinieron después) .  Sabía que tenía una VISIÓN y que estaba dispuesta a luchar por ella más aún de lo que ya lo estaba haciendo. ¡No podía dejar de llorar de la alegría y lo bien que me sentí tras haberlo dicho! Como era de esperar, la mayoría de las personas que me rodeaban no lo entendieron y pensaban que estaba loca (que con la crisis que hay, que sin un título no iba a ser nadie en la vida, blablabla). Me afectaban esos comentarios? Mucho! Pero lo tenía tan claro que no me hicieron dudar ni un momento, al contrario reafirmaban mi decisión mucho más. Ya sabía de antemano que a, prácticamente todos los emprendedores, les habían dicho lo mismo: estaba preparada.

Con esto no quiero decir que todo el mundo deje su carrera sino que existen otras vías para alcanzar el éxito, la realización personal o tener un trabajo. No solo está la educación tradicional ni la filosofía de vida que nos han metido desde pequeñitos sino que hay muchísimas opciones. En mi caso, lo tengo claro: PASIÓN, TALENTO, ACTITUD ,CONSTANCIA Y ESTRATEGIA. Y algo no menos importante, CREER EN UNO MISMO.

Y,  después de 6 años, sigo con mi fotografía cada vez más ya que mi cuerpo me permite usar la cámara con más frecuencia y con  mi marca de papelería que no hubiera surgido si no me hubiese atrevido a dar el paso de dejar mi carrera pues en mi situación física llevar las 2 cosas a la vez era completamente imposible. O elegía cumplir con lo socialmente establecido o luchar por mis sueños, por mi visión.

Han pasado ya 6 años desde que la dejé y no ha habido un solo día que me haya arrepentido de la decisión. Y por cierto trabajo en marketing también sin tener título ni curriculum. Cómo consigo los trabajos que quiero? Algún día os enseñaré mis estrategias jejeje solo os digo una cosa el networking mueve el mundo.

Ese verano de 2012 tomé una de las decisiones  más importantes y difíciles de mi vida. Una decisión que ha traído muchísimas cosas positivas a mi vida y que me ha hecho convertirme en lo que soy ahora: EMPRENDEDORA CREATIVA.    

 

—————————

AVISO ! Ya tenéis la AGENDA Bx 2019 para luchadoras reinventables a la venta! 📓http://bit.ly/AGENDABx2019 

 

No olvidéis, NOSOTROS diseñamos nuestras vidas!

INSTAGRAM >>>> https://www.instagram.com/blancadelacruzfoto/?hl=es

SHOP >>>>  https://www.latiendabx.com/

SUSCRIBETE A MI CANAL DE YOUTUBE! >>> https://www.youtube.com/channel/UCgqb0GFMi3jiUmMharbcPzg?view_as=subscriber

Blanca de la Cruz

Comments:

  • Amparo

    3 diciembre, 2014 at 1:29 pm

    Hola guapa,

    Me ha encantado/emocionado tu historia. Decir que vas a dejar una carrera, más si eres una estudiante de matrícula, parece un completo sacrilegio. Yo desde hace unos años, ya con mi carrera y máster acabados (y en proceso de doctorado, además) he empezado a escuchar estas nuevas voces y argumentos que afirman que un título universitario no es garantía de NADA y que los mejores líderes jamás acabaron sus estudios. A partir de aquí, me he cuestionado muchísimo todo este tema de los estudios formales /vs/ la pasión y el talento. En mi caso, al final, después de mucha reflexión y muchos “pros y contras” decidí tomar un doble camino: seguir apostando por la educación formal y cerrar esta etapa de mi vida (la del doctorado) pero a la vez emprender con algo que me saliera del alma hacer. Y ahí voy… 🙂 Pero podría perfectamente haber hecho algo distinto: cortar con todos los estudios de raíz y poner el 100% de mí en mi negocio, que avanzaría mucho más rápido (y yo tendría mucho más tiempo libre) que ahora.

    Es decir, que SÍ, QUE SE PUEDE CUESTIONAR LA UNIVERSIDAD, y los estudios formales ¡y la sociedad, y la familia, y las ideas establecidas, y todo, absolutamente todo! Y que de ese cuestionamiento salen las decisiones verdaderamente maduras, libres y conscientes. En el caso contrario, nos dejamos llevar por el miedo o el “qué dirán” y es una lástima.

    En fin, que me he enrollado muchísimo, que me ha encantado leerte y saber algo más sobre tu historia. Muchísimo ánimo con tus proyectos y te sigo leyendo.

    Un abrazo.

  • Reinventandome

    3 diciembre, 2014 at 8:16 pm

    Leerte es un regalo para mi, estoy algo deprimida estos meses y negandome a recuperarme porque veía que la solución más fácil es tomar pastillas para dormir y no despertar. Ya nunca más pensaré en eso ahora veo que luchar merece la pena. No he mejorado nada en estè tiempo pero voy a empezar a hacer trabajos que tengo aparcados desde octubre y a valorar lo que tengo. Bueno que sepas que lo que inspiras no tiene precio. Muchísimas gracias por no dejar de luchar y sobre todo por ser como eres.

  • Amparo

    3 diciembre, 2014 at 9:42 pm

    :))))

    Gracias por tus palabras. Y sí, la verdad es que me he dado cuenta que en mi comentario anterior he escrito públicamente cosas que hasta ahora no había compartido (no por nada, no había encontrado la ocasión). La magia de los blogs! Nuevo abrazo!

  • Sergi

    7 diciembre, 2014 at 11:56 am

    Una entrada increíble Blanca!

    Te diré una cosa, a mí me pasó algo muy parecido. Yo acabé la carrera de ADE el año pasado. Creía que iba a comerme el mundo con mi nueva titulación, pero nada más lejos de la realidad. No podía encontrar trabajo y me pegué en torno a un año sin trabajando en lo que podía. Esa época sirvió para que me diera cuenta de qué era lo que quería hacer con mi vida y me ayudó a reflexionar largo y tendido sobre mi futuro. Estuve estudiando y formándome por mi cuenta, y como tú, aprendí más en esa época que en todo los 5 años de carrera. Ahora finalmente, estoy trabajando gracias a esa formación que obtuve por mi cuenta y me queda dar el último paso, que tú ya has dado: emprender.

    Gran post.
    Un saludo!!

  • Nur Costa

    27 enero, 2015 at 4:39 pm

    Suerte que hiciste este gran paso Blanca, si no, ahora estaríamos sin Bx para leer e inspirarnos 😉

    Gracias por compartir tu energía! un abrazo enooorme.
    Y no: no es necesario tener un título universitario para ganarse la vida, ser “listo” o tener un futuro.
    La intención es más determinante que un título universitario.

  • Vero

    9 febrero, 2015 at 11:30 pm

    VÉRTIGO, por fin gracias a ti encuentro una palabra para describir como me siento! la verdad es que ver tu blog y el saber que las cosas te van tan bien me empuja aun más a dar el paso!
    Me alegro de que todo haya ido bien, si hubieses seguido el camino que marca la sociedad probablemente nos estaríamos perdiendo estas fotos y manualidades tan bonitas así que adelante 🙂

    Ya tienes una seguidora más.

  • Lara

    1 junio, 2015 at 11:34 am

    Me ha encantado! Acabas de describir mi situacion. Yo tambien empece mi carrera por lo tipico por hacer algo porque era lo establecido. Nunca me ha motivado mucho la verdad pero como siempre he sido buena estudiante pues aprobaba.
    Estoy en el ultimo curso pero he decidido plantarme aqui no puedo mas, llevo un tiempo con ansiedad y ese problema tambien me ha hecho abrir los ojos ser consciente de la realidad y lo verdaderamente importante. Y quiero vivir mi vida con lo que me guste y me haga feliz.
    No se aun que hare con mi futuro ni a que me dedicare solo se que hare lo que me llene y haga feliz y tu post me ha animado más a ello!
    Podrias pasarme el enlace del video que comentas de emprendedores? Gracias

  • Asdf

    11 julio, 2015 at 2:02 pm

    Bueno, eso de que un título (como han dicho arriba) no es garantía de nada… depende. Si la carrera es relaciones públicas, de acuerdo, puedes perfeccionar tus técnicas por tu cuenta, el título será un papel que demuestre un interés constante.

    En mi caso y en el de mis compañeros, dudo que puedas decir lo mismo. Yo me estoy especializando en micro/macroeconomía y econometría, a ver si puedes hacerlo por tu cuenta. Y en de mis compañeros, que son de física e ingeniería química, te reto siquiera a que sin un título universitario me expliques por qué cuando nos adentramos en un agujero negro, el tiempo toma el papel del espacio y viceversa. Pues sin una sólida base matemática, no podrás explicarlo. O intenta calcular mediante regresión la evolución del PIB de Rusia sin estadística aplicada ni econometría, ídem. Sin embargo, en una carrera como periodismo o magisterio, pues sí, no sé ni por qué son carreras universitarias, cuando en mi opinión deberían ser grados superiores (6 créditos de física son 40 de magisterio).

    Así que bueno, yo creo que depende de tus intereses.

  • fiamm

    18 agosto, 2015 at 9:09 pm

    Hola. La verdad hace un tiempo vengo con una gran depresión debido a la frustración y los mil cuestionamientos que me hago respecto a abandonar a mas de mitad de camino la carrera de abogacía para continuar luchando por un sueño: diseñar ropa y zapatos y sacar mi propia marca no ser empleada de nadie,es decir, ser mi propio jefe. Me enfrento a diario con el que dirán afortunadamente muchas personas me apoyan y la verdad creo que es una locura seguir con una carrera que no me gusta y no me hará sentir realizada como persona.
    Justamente hoy me retiraré de la universidad para dedicarme de lleno a mi proyecto y a formar me por mi cuenta para pulir mas mi talento. Gracias por escribir este fabuloso artículo la verdad era el impulso que buscaba hace mucho para tomar esta gran decisión!

  • Karla

    8 diciembre, 2015 at 11:38 pm

    Estoy mas que de acuerdo contigo, me a gustado mucho ya que muchas de las veces es un gran dilema, desde pequeña subliminal mente la familia y demás te muestran que si no terminas tu educación formal no seras nada en la vida o no como ellos quisieran, te ponen etiquetas que son difícil de quitar pero te reseteas para darle forma a lo que es uno,que es lo que queremos, amamos, que es lo que nos apasiona, me lo pinte después de dejar la licenciatura de mercadotecnia. Ahora estoy en la fotografía y armando mi proyecto con toda mi pasión.
    Gracias por tus palabras compartidas y tu forma de ver la vida… Muchos saludos desde Monterrey, México.